Nuestras Firmas: Lucas Haurie

¿Qué esperar de la Liga Europa?

El tackle

Lucas Haurie
13/12/2021

El sorteo celebrado este lunes en Suiza ha proyectado dos meses hacia el futuro a todos los aficionados sevillanos, con independencia de su orilla, porque no es tan frecuente que sus dos clubes coincidan en los torneos continentales y, mucho menos, que persistan en ellos a la vuelta de la Navidad. En la Europa League, históricamente, los representantes de la Liga española cumplen con un bien ganado rol de espantajo, máxime si marchan segundo y tercero en el campeonato. Con la final prevista en el Sánchez-Pizjuán, no es ninguna tontería pensar que sevillistas y béticos miren con deseo al 18 de mayo. Si alzar el título ya es de por sí un logro grandioso, hacerlo en el propio estadio o en la casa del vecino lo convertiría en mucho más especial para unos u otros.

Se dice, a menudo con razón, que un pesimista no es sino un optimista bien informado y, así, abundan los motivos por los que uno no prevé un futuro demasiado halagüeño para Sevilla y Betis en el torneo. (Pero no teman: los pronósticos de servidor yerran tanto como los de Tezanos.) Son de diversa índole, según el club, pero de peso en ambos casos. Anda el sevillismo mosqueado, primero, con esa especie de gafe que asuela a los clubes o selecciones que preparan una competición para ganarla en su casa. Desde el Maracanazo de Uruguay en 1950, existe una larga tradición en este sentido, pero no caeremos aquí en esas supercherías, pese a que la cábala es un vicio respetabilísimo siempre que se practique en privado y con discreción. Como cualquier otro. Los problemas en Nervión son más bien futbolísticos: ahora, el plantel anda cascado y corto de efectivos, con una sangrante merma de atacantes. ¿Estará mejor en febrero? Sin duda. ¿Estará para grandes objetivos? Hummm, ya veremos.

Al Real Betis, ahora piafante, ningún reto futbolístico parece venirle grande en este momento. ¿Mantendrá su estado de gracia al final del invierno? Eso no lo sabe nadie, aunque la competencia de su entrenador y el brillo de su estrella permitirían pensar que sí. Le será más complicado lidiar con un histórico déficit en la competición internacional, donde sus plazas de honor se reducen a un par de visitas a los cuartos de la extinta Recopa (1977/78 y veinte temporadas después), un torneo de participación escasa en el que bastaba con pasar dos eliminatorias para contarse entre los ocho aspirantes finales. A la Europa del siglo XXI, los béticos se asoman de tarde en tarde con alguna pena y ninguna gloria. ¿Pueden los fabulosos Pellegrini y Fekir revertir esta realidad? Pueden, lo han hecho en otros clubes. ¿Lo harán a partir de febrero? Hummm, ya veremos.

Compartir:
Más Artículos
  •  

    Victoria diplomática del Sevilla

    16/01/2022 · Lucas Haurie

    Corren tiempos raros. Tanto, que vale más parecer que ser. Y Joan Jordán, sin duda víctima de una deplorable agresión, supo entender (aunque un...

  •  

    Qué bonitos son los goles de Alfonsito

    16/01/2022 · Lucas Haurie

    Eso sonaba en el Benito Villamarín, justo es recordarlo ahora que el Betis se asoma de nuevo a las rondas finales de...

  •  

    El largo trecho que separa un mal arbitraje de una conspiración

    10/01/2022 · Lucas Haurie

    Cuatro años antes de la inolvidable galopada de Jesús Navas por la banda de Johannesburgo, Luis Medina Cantalejo ya había llevado al fútbol...

  •  

    El derbi que nadie quería

    07/01/2022 · Lucas Haurie

    El gran regalo de las Pascuas, en el sentido virgiliano del término –“timeo Danaos et dona ferentes”–, le llegó al fútbol...

  •  

    Maneras de ir por la vida

    03/01/2022 · Lucas Haurie

    Aunque le dé la razón la tabla, al cabo el juez más justo y quizá el único, Julen Lopetegui tiene cosas que resultan complicadas de...

Podcasts

 

Podcast




El sitio en Internet www.muchodeporte.com, es propiedad de Muchodeporte S.L.L Inscrita en el Registro Mercantil de Sevilla, con C.I.F. nº B-91080093.