Carlos Rodríguez, el talento más joven del World Tour

Lucas Haurie
19/10/2020

Carlos Rodríguez se convirtió en las primeras luces de enero en el corredor más joven del World Tour superando de manera simbólica al reputadísimo Remo Evenepoel. El Ineos, uno de los equipos que dominan las grandes vueltas en los últimos años, le abrió las puertas del profesionalismo para ampliar el elenco de españoles que han vestido su maillot: Flecha, David López, Mikel Landa o Castroviejo. Es una apuesta personal de Sir Dave Brailsford, el gran descubridor de talentos por todo el mundo. Cambió de entrenador y de métodos de trabajo, que tan bien había interiorizado en el Kometa, para empezar a foguearse en carreras de segundo nivel. Primero se sometió a diferentes exámenes para calibrar su estado de salud y otras pruebas de esfuerzo para fijar sus valores desde los que trabajar y mejorar. 

Ciclista completo, sobresale en las grandes subidas y en las clásicas de un día, mientras más duras mejor, como quedó patente en Roubaix o en Gante-Wevelgem. Con un contrato de cuatro temporadas, el plan es que se vaya formando, sin exigencias, sin presión. También disfrutó de la concentración en Mallorca, donde le asignaron de compañero de habitación con Castroviejo para que la adaptación fuera más rápida. Echa de menos un entrenamiento de mayor nivel en España, ya que muchos de sus compañeros le doblaban en horas de ejercicio. 

Su padre le inició en el ciclismo. Primero con la bici de montaña. Después, cuando su progenitor empezó a salir a correr, Carlos Rodríguez le acompañaba con la bicicleta hasta que se apuntó a la escuela de ciclismo y BMX de Almuñécar. El granadino no se plantea compaginar la carretera con la pista, ni con el ciclocross, como está siendo habitual en muchos de los corredores con los que lleva un tiempo compitiendo. 

Durante el estado de alarma, con el confinamiento, aprovechó para entrenar, estudiar ingeniería, tocar algún instrumento y hacer cosas que antes no podía hacer y que sería imposible en primavera en una temporada normal. En un curso tan caótico, le dio tiempo a estrenarse en el profesionalismo en el Tour de los Emiratos Árabes Unidos durante cinco etapas, ya que las dos últimas se suspendieron por el coronavirus. 

Pacual Momparler, el seleccionador español, tiene claro de que se trata de “un gran talento”, pero nadie le quiere meter presión al granadino. Hizo de gregario en los momentos más complicados en la tercera etapa del Picón Blanco,  cuando auxilió a Iván Ramiro Sosa, cuando el colombiano sufría en los abanicos, en la Vuelta a Burgos en agosto, momento en el que el ciclismo del primer nivel regresó a España, tras el parón por la pandemia. 

Una garantía de futuro es que está en manos de preparadores del nivel de Xabier Artetxe, el mismo en quien confiaron a Egan Bernal. 

 

 

 

 

Compartir:
Podcast Andalucía Deportes
 
Podcast




El sitio en Internet www.muchodeporte.com, es propiedad de Muchodeporte S.L.L Inscrita en el Registro Mercantil de Sevilla, con C.I.F. nº B-91080093.