mobile facebook twitter
muchodeporte
 
Lunes, 21 de Enero de 2019
Versión móvil · Política de Cookies
MIGUELÁNGELCHAZARRI
La fábrica de humo

Igual de vergonzoso que las goleadas

19/01/2019 · Miguel Ángel Chazarri

Decía Machín en la previa del partido ante el Madrid que se extrañaba de los malos números del Sevilla en los campos grandes en las últimas temporadas. Pues hombre, supongo que habrá encontrado la respuesta parcial a este mal con su planteamiento en el Bernabéu, si es que le cabe esta palabra de trece letras a lo que ideó en Madrid. Esta vez no hubo que abrir el saco para recoger un gol y otro, no. Pero sinceramente, no encuentro más consuelo en este 2-0. No encuentro más consuelo por la imagen pequeña, ramplona, de equipo que jamás miró a la portería rival y que trató de ganar en el Bernabéu por medio gol a cero. El Sevilla buscó el imposible. Lo sabe hasta un niño de cinco años: si al Madrid no le inquietas, si al Madrid no le planteas un partido valiente y le haces como mínimo dos goles, estás muerto. Es cuestión de tiempo. Tardó mucho en abrirse la lata como pudo hacerlo Vinicius nada más pitar Mateu, y entonces miedo da pensar lo que hubiera ocurrido.

Si regularcita fue la primera mitad, aunque yendo de menos a más, lo de la segunda parte me dejó boquiabierto. La falta de ambición fue impropia de un Sevilla que ya vive exclusivamente del Sánchez-Pizjuán, espacio donde evidentemente no se toleran planteamientos y decisiones como las tomadas por Machín. Parecía cantado que el equipo necesitaba fuerza en la medular. Por ahí se estaba desangrando. Creo que hubiera venido bien Amadou por cualquiera de los tres centrocampistas, porque vaya el partidito de Banega, Sarabia y el Mudo... Se podría haber intentado lo de Promes por Escudero, dar entrada a Munir y Bryan por los mencionados Banega, Sarabia o Mudo... En definitiva tocar el corazón del equipo, que claramente fallaba, para jugártela con tus delanteros, que suelen fallar poco cuando les llega un balón en condiciones. Machín logró lo que parecía un imposible: achicó más y más al equipo con sus decisiones. Como justo premio a su falta de ambición, cuando el Madrid se adelantó en el marcador el gol ya no estaba en el campo. Ahora le lloverán los elogios al Madrid, algunos lo verán hasta recuperado, pero desde luego ni toserle a este equipo habla mal del Sevilla y mal de Machín, muy cobardón en los partidos grandes. Como en Tánger, como en el derbi o como en el Camp Nou, sale a tener un supuesto control de la situación y lo que se trae es una derrota como un castillo.

Otros Posts
© Muchodeporte Internet, S.L.L. | Avda. del Deporte, 4. 41020 Sevilla | redaccion@muchodeporte.com | LSSI | Política de Cookies
El sitio en Internet www.muchodeporte.com, es propiedad de Muchodeporte S.L.L Inscrita en el Registro Mercantil de Sevilla, con C.I.F. nº B-91080093.