Castro califica de "atrocidad" la prohibición de Francia de que viajen aficionados del Sevilla a Lens

Carlos Vizcaíno
Carlos Vizcaíno
11/12/2023

Por si no fueran pocos los contratiempos con los que el Sevilla afronta la final contra el Lens, partido para el que se ha desplazado con sólo once jugadores con ficha del primer equipo, este domingo se encontraba con la noticia de que el gobierno francés prohibirá la presencia de aficionados sevillistas debido a los problemas con los radicales que tiene el país vecino, donde un aficionado del Nantes fue asesinado recientemente en la previa del partido contra el Niza.

Así lo adelantó Gerald Darmain, Ministro de Interior galo, en una entrevista este domingo, decisión que se ha confirmado este lunes mediante un decreto prefectoral que prohíbe a los aficionados sevillistas entrar en el Stade Bollaert-Delelis, o acceder a sus aledaños, así como conducir o aparcar en la vía pública de la ciudad. El decreto entrará en vigor a partir de las 10.00 horas del 12 de diciembre, y expira el 13 de diciembre a las 3.00 horas. 

Al respecto se ha referido José Castro, presidente del Sevilla, nada más aterrizar en el aeropuerto de Lille, donde la expedición nervionense continuará su viaje. "Nos parece una atrocidad que se prohíba a 300 aficionados, que no son de riesgo, viajar y ver a su equipo. Han comprado su entrada, vuelo, y ayer domingo por la tarde, en una entrevista, el gobierno francés decide esta barbaridad. Desde el club estamos haciendo todo lo posible, incluso con el gobierno de la nación. Es verdad que ha salido una notificación esta misma mañana, pero reitero que vamos a ayudar en todo lo posible a estos aficionados. No tiene sentido. Estas cosas se avisan con tiempo, no el día antes", lamentó.

El máximo responsable de la entidad sevillista añadió que "sólo podemos decir lo que acabo de decir. Viajar no lo tienen prohibido. Vamos a hacer todo lo posible para que puedan ver a su equipo, pero no me atrevo a decir lo que no depende mí. Esperemos que llegue la cordura".

Además del gobierno español, Castro afirma que el club también "ha hablado con la UEFA, que está a la espera de recibir noticias. Nunca nos había ocurrido esto. Nadie tiene una noticia oficial. Nos hemos enterado por una entrevista del minisitro, no hay un aviso previo. Esto limita los derechos además".